¿Por qué mezclar?

¿Por qué mezclar? Cada procesador puede elegir sus opciones sobre cómo alimentar material en su proceso, con el fin de producir un producto vendible con las características que requiere. En el pasado, la mayoría de los procesadores compraban materiales previamente compuestos, en forma de pellets, para producir el color y las propiedades específicas que necesitaban. En ese entonces, alimentar estos compuestos personalizados en su proceso era muy sencillo. Sin ...
embargo, el costo de estos compuestos personalizados era significativamente más alto que el costo de las materias primas individuales. Conscientes de los costos, los procesadores sabían que necesitaban aprovechar con eficacia el material triturado que se produce a partir de su proceso y entendieron que simplemente descartarlo o venderlo a otros para su re-procesamiento les costaba dinero. Podrían ponerlo de nuevo muy fácilmente en su propio proceso si tuvieran un método para introducirlo en la corriente de material a un ritmo repetible y medido. Así mismo, con los cambios de material, de color y de las características de los productos, mantener las cantidades de todas las materias compuestas únicas creó una pesadilla para el inventario. ¿La solución? La mezcla y dosificación. Mediante el uso de un dispositivo de precisión para mezclar materiales, según sea necesario, los inventarios se reducen sólo a las materias primas necesarias para el proceso, no hay etapas previas de compuestos costosos y el material remolido se puede enviar directamente al proceso según sea necesario, sin interrupción en el flujo del proceso. Esto da como resultado costos significativamente más bajos de material, menos inventario de los materiales, uso más eficiente del material remolido y, si se utiliza el dispositivo correcto de mezcla /dosificación, un aumento en la calidad del producto y resultados 100% repetibles.


Contenido más reciente:

Más reciente