• PT Youtube
  • PT Facebook
  • PT Twitter
  • PT LinkedIn
01/10/2019 | 4 MINUTOS DE LECTURA

"Debemos cuidar que los empaques y la basura no terminen en los océanos"

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

Según Gian De Belder, científico en empaques de Procter & Gamble, el problema de los residuos de plásticos debe abordarse a nivel mundial, y parte de la solución radica en la reducción del material de empaques, así como en ver el reciclaje químico como una opción futura.

COMPARTA

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

Como parte de su serie de entrevistas sobre Economía Circular con grandes líderes, la Asociación Alemana de Fabricantes de Maquinaria (VDMA) hizo el ejercicio con Gian de Belder, científico principal y experto en empaques de Procter & Gamble. Estas son las reflexiones:

VDMA: Los empaques de plástico representan una gran parte de los residuos en los océanos y en la tierra. ¿Qué hace al respecto P&G, como importante productor de bienes de consumo?

Gian De Belder: Los residuos de empaques no pertenecen a la naturaleza, eso es seguro. Consideramos que nuestro deber es hacer algo al respecto, y actuamos en consecuencia. Participamos en diversas iniciativas y tenemos nuestros propios programas para garantizar que este desafío se aborde a conciencia. Para nosotros, la colaboración mundial en toda la cadena de valor es de vital importancia, ya que es la forma más eficaz de abordar los principales desafíos sociales, como el problema de los residuos, y de establecer sistemas cerrados de reciclaje para los plásticos.

VDMA: ¿Puede darnos un ejemplo?

De Belder: Hay toda una serie de ejemplos, pero me gustaría nombrar dos particularmente importantes: la Alianza para Poner fin a los Residuos Plásticos (Alliance to End Plastic Waste) se centra en la infraestructura, la innovación tecnológica, la educación y la reestructuración activa en el sudeste asiático y tiene como objetivo principal evitar los residuos plásticos en el medio ambiente. P&G está activo en esta alianza a un alto nivel directivo: Es administrada por un CEO con una inversión de 1,500 millones de dólares, proporcionados por las empresas participantes.

El segundo ejemplo es el proyecto HolyGrail. Se trata de una cooperación global en toda la cadena de valor. Se ocupa de hacer frente a los desafíos de la clasificación automatizada mediante la aplicación de nuevas tecnologías, por ejemplo, mediante la integración de marcas de agua digitales.

El hecho es que en la actualidad la clasificación sigue siendo un punto débil en el proceso de reciclaje.

Además, perseguimos muchos proyectos corporativos ya que nuestros objetivos de sustentabilidad son inequívocos y muy transparentes. Nuestro objetivo establecido es proteger los océanos y hacer que todos nuestros empaques sean completamente reciclables o reutilizables. Además, queremos seguir adelante con nuevas tecnologías de reciclaje como PureCycle: un procedimiento que convierte los plásticos usados en plásticos de calidad prácticamente pura.

VDMA: ¿Es el reciclaje la única manera de evitar montañas de residuos?

De Belder: El reciclaje significa mantener los plásticos en el ciclo el mayor tiempo posible. Eso es muy efectivo. Si, al mismo tiempo, se puede ahorrar material, habremos dado otro gran paso. Existen cinco pilares para garantizar que las economías circulares funcionen: el diseño de productos, los sistemas de recolecta, los consumidores, las innovaciones tecnológicas y el desarrollo de un mercado que acepte y requiera recursos brutos secundarios y reutilizados. Por ejemplo, uno de los objetivos de P&G es duplicar la cantidad de contenido reciclado posconsumo (PCR) de sus envases. Aun así, se tiene que mirar con mucho cuidado lo que se está haciendo.

El cambio a los materiales multicapa podría ser una opción de reducción, pero reciclarlos actualmente todavía presenta desafíos. Nuestro objetivo es reducir el uso de nuevos plásticos fósiles a la mitad para 2030.

Además, el empaque reutilizable es la posibilidad de lograr ahorros circulares. Somos socios fundadores de LOOP, una iniciativa que permite el uso múltiple de empaques. Ya se han iniciado los primeros proyectos en París y Nueva York. Muchas de nuestras marcas forman parte de la iniciativa. Para decirlo en pocas palabras: el reciclaje no es la única manera, la solución es una interacción de diferentes enfoques. Los problemas globales no pueden resolverse de manera individual.

VDMA: El reciclaje requiere sistemas de recolecta, pero en muchos países no existen: ¿Qué se puede hacer?

De Belder: Los países que los tienen deben asegurarse de que están armonizados y tienen normas de recolecta similares. En los países que no tienen ningún sistema de recolección, por ejemplo, en el Sudeste Asiático, debemos establecer una infraestructura y crear conciencia sobre la protección del medio ambiente. Este es el enfoque de la mencionada Alliance to End Plastic Waste.

VDMA: ¿Cuáles son los principales obstáculos para el reciclaje de empaques de plástico? 

De Belder: Los cinco pilares mencionados anteriormente deben estar preparados y ajustados para que funcionen: la armonización es crucial. Un gran desafío es la amplia gama de diferentes materiales utilizados para empaques, y cuya función individual es única.

Lo bueno de esto es que hoy en día el foco está en hacer reciclables las nuevas estructuras de empaques.

Hasta ahora, hemos aplicado principalmente el reciclaje mecánico, pero creo que también hay perspectivas futuras para otras tecnologías, por ejemplo, el reciclaje químico.

VDMA: ¿Mejorará la Economía Circular la mala imagen de los plásticos? 

De Belder: Personalmente, espero que sí. Los plásticos per se no son malos, y en muchos casos, las alternativas no son mejores. El problema general no son los plásticos, sino los plásticos en el medio ambiente. Debemos dar objetividad a la discusión emocional sobre los plásticos. Además, los plásticos en los océanos no pedían ser arrojados allí. Es la consecuencia de un manejo incorrecto de los plásticos.

Muchos estudios científicos demuestran los beneficios de los plásticos. Infortunadamente, este es un aspecto descuidado en el debate público.

Los plásticos tienen una amplia gama de aplicaciones y a menudo son compatibles en gran medida con la sustentabilidad. Para lograrlo, necesitamos la gestión adecuada de los materiales, y la concienciación del consumidor es un factor clave.

CONTENIDO RELACIONADO


Temas relacionados

Recursos