PetStar es mucho más que una empresa de reciclado

El pasado 6 de junio, PetStar recibió el Premio Nacional a la Calidad, en la categoría de Empresa Innovadora. La compañía ha demostrado ser mucho más que un referente en la industria del reciclado, y es ejemplo, dentro y fuera de México, con un modelo de negocio sustentable, basado en el reciclaje de plástico

Temas relacionados:

Este año, por primera vez en los 28 años del Premio Nacional de Calidad, una empresa del sector de reciclaje de plásticos obtuvo la máxima distinción entregada a las organizaciones que son referentes nacionales de calidad y competitividad. PetStar, la planta de reciclado de PET botella a botella más grande del mundo, ha marcado un hito con este reconocimiento. “Hemos diseñado lo que llamamos el modelo de negocio sustentable PetStar, que es prácticamente lo que nos lleva a que nuestro negocio no sea solamente una empresa de reciclado de plástico sino un modelo de negocio sustentable, basado en el reciclaje de plástico”, comentó en entrevista con Plastics Technology México, el Ing. Jaime Cámara Creixell, fundador y director de PetStar.

De acuerdo con el directivo, la compañía ha buscado que este modelo sea sistémico en todos sus procesos, y que esté alineado con sus valores y objetivos estratégicos. “Nuestro modelo garantiza la generación de valor social, ambiental y económico, bajo el precepto de innovación y mejora continua”.

En el aspecto social, la compañía se enfoca en tres grandes grupos de interés. Primero, en su propio personal, que consta de casi 1,100 colaboradores, a los que se les ofrece certidumbre y la posibilidad de desarrollo dentro de la organización con un programa denominado ‘PetStar Bien’. Otro grupo es el de sus proveedores indirectos, compuesto por 24,000 pepenadores y recolectores de residuos, a quienes la compañía ofrece un canal de acercamiento a diversos servicios de educación y bienestar.  El tercer grupo de interés es la comunidad en general, a la cual se dirige a través de la comunicación y la sensibilización en temas ambientales. PetStar tiene en su planta un museo-auditorio, donde despliega información sobre el proceso de reciclaje de plásticos, que recibe 14,000 visitantes por año entre escuelas, universidades, gobierno y sociedad civil. Otros mecanismos de comunicación son las redes sociales y el recorrido virtual de la planta, disponible en la página web de la empresa, que cuenta con 5,000 visitas únicas al mes.

Con respecto al impacto ambiental, la actividad de PetStar genera valor al permitir la recuperación de 3,100 millones de botellas al año, que se convierten en resina reciclada para fabricar nuevas botellas para contacto con alimentos. Sin embargo, además de que su razón de ser ya genera beneficios al ambiente, la compañía tiene unos unos agresivos objetivos ambientales para el año 2020. Estos son: neutralizar la huella de carbono, neutralizar la huella hídrica de sus procesos productivos, eliminar la utilización de papel y lograr cero basura (zero waste) y cerofugas de plástico en toda la cadena de suministro, desde la recolección de las botellas para el reciclado hasta que los accionistas ponen en los anaqueles de las tiendas las nuevas botellas con su producto.

En cuanto a lo económico, PetStar busca que su resina compita en precio con la resina virgen, y que además les genere un rendimiento a sus socios. “El año pasado logramos un 14.5% de EBITDA sobre ventas, esto garantiza que nuestro modelo es económicamente factible y va a permanecer en el tiempo”, comentó Cámara Creixell.

CON LA BANDERA DE LA SUSTENTABILIDAD

Desde el año pasado, PetStar comenzó a generar un informe de sustentabilidad anual, bajo la metodología GRI (Global Report Initiative), que está alineado con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU y con los objetivos del Pacto Global. Adicionalmente, desde este año, PetStar es miembro del Pacto Global México. “Esto nos lleva a que nuestro informe sea catalogado como nivel G4. Únicamente entre 20 y 25 informes de las casi 500 de las empresas que conforman el Pacto Global México logran esta calificación”, comentó el director de la empresa.

Este año, el informe fue liberado el 17 de mayo, en el Día Mundial del Reciclaje, y su presentación contó con el aval de representantes en México de la Organización de las Naciones Unidas, de la Carta de la Tierra y del presidente del Pacto Global México.

Con estas acciones y reconocimientos, la compañía es un modelo para toda la industria plástica, sobre todo en un momento en el cual las presiones sobre los plásticos se han agudizado. “La sustentabilidad del plástico se resuelve desde el reciclaje de alto nivel. Ese es el verdadero camino hacia la sustentabilidad. No son las prohibiciones ni los impuestos, sino realmente el manejar de manera responsable los residuos sólidos. En el caso de PetStar, nuestros accionistas, que son importantes compañías de la Industria Mexicana de Coca-Cola, liderados por Arca Continental, Coca-Cola de México, Bepensa Bebidas, Corporación del Fuerte, Corporación Rica, Grupo Embotellador Nayar y Embotelladora de Colima, quienes están demostrando un compromiso tangible con una inversión significativa, contribuyendo en la sustentabilidad de los envases al integrar permanentemente nuestra resina en sus botellas, y haciendo posible una Economía Circular (botella a botella)”, comentó el Ing. Cámara Creixell.

De acuerdo con el Ing. Jaime Cámara, el camino es la Responsabilidad Compartida, que involucra al sector privado con inversiones y compromisos de incorporación de material reciclado; luego al sector público con legislación que promueva el reciclaje y el adecuado manejo de los residuos sólidos, la separación y la educación de la población, y finalmente al consumidor. “El consumidor somos todos. En el momento en que compramos un producto, somos también dueños del envase. En nuestras manos está la opción y la obligación de iniciar bien el proceso de reciclaje de ese envase. El problema no son los plásticos sino la mala disposición de los plásticos por parte de la sociedad”, agregó.

El director y fundador de PetStar, quien a su vez es Presidente de la Comisión de Imagen y Difusión de la ANIPAC, invita a sus colegas de la industria plástica a preocuparse, involucrarse y a responsabilizarse en los retos que trae la presión sobre los plásticos. “Todos tenemos la posibilidad de incidir en cambiar la imagen del plástico, desde nuestra propia empresa”, comentó.

Contenido relacionado

PetStar, la estrella del reciclaje de PET

La planta de reciclaje de PET grado alimenticio más grande del mundo está en Toluca, y es tan espectacular como el proceso de reciclado botella a botella con el que recupera 50 mil toneladas de PET al año.