• PT Youtube
  • PT Facebook
  • PT Twitter
  • PT LinkedIn
21/10/2019 | 4 MINUTOS DE LECTURA

"Todo debe volverse reciclable": Pallmann

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

Para Uwe Wagner, director de Pallmann Maschinenfabrik GmbH y Co. KG, todas las empresas activas en la cadena de suministro de plásticos deben presentarse como empresas sostenibles.

Para Uwe Wagner, director de Pallmann Maschinenfabrik GmbH y Co. KG, todas las empresas activas en la cadena de suministro de plásticos deben presentarse como empresas sostenibles. Él y Stefan Wissing ​​​​​, también director en Pallmann, reflexionan sobre el reciclaje, los sistemas de recolección y los materiales reciclados en esta entrevista de la VDMA en el contexto de la feria K 2019.

VDMA: La Unión Europea quiere hacer cumplir la Economía Circular para plásticos y estipula cuotas de reciclaje. ¿Cree que una cuota del 30 por ciento es realista?

Stefan Wissing: Definitivamente se puede lograr. La tecnología correspondiente ya existe. Las regulaciones con respecto a la fabricación homogénea también deberían aumentar considerablemente la capacidad de reciclaje y, por esta razón, creemos que la cuota de reciclaje del 30 por ciento para 2030 es realista. Sin embargo, nuestros objetivos a largo plazo para la reciclabilidad deben superar con creces la marca del 30 por ciento, y estamos seguros de lograrlo.

Uwe Wagner: En el campo de las aplicaciones posindustriales, ya ha habido altas cuotas de reciclaje durante mucho tiempo, por ejemplo, para perfiles de ventanas o de pisos laminados.  Ahora hay una nueva demanda, sobre todo en el campo de los residuos posconsumo.

VDMA: Los buenos reciclados suelen ser más caros que los materiales vírgenes debido a los costos de reciclaje. ¿Seguirán siendo utilizados?

Wagner: Durante mucho tiempo, prevaleció la idea de que el negocio del reciclaje depende en gran medida del precio del petróleo. Cuanto más alto sea el precio del petróleo, más atractivo será el reciclaje y viceversa. Esto es solo parcialmente cierto porque la rentabilidad ya no es el único parámetro. Durante varios años, todo el sector ha estado bajo presión pública, incluidos los fabricantes de plásticos.

Hoy, todas las empresas activas en la cadena de suministro de plásticos deben presentarse como empresas sostenibles. Y eso significa que todo debe ser reciclable. Ya no es solo el precio lo que importa.

VDMA:  ¿Deberían mejorarse aún más los sistemas de recolección?

Wagner: Desde nuestro punto de vista, esto sería útil. Si el material que llega aquí está mejor preseleccionado, será más fácil para nosotros y para el usuario final. Pero debemos seguir siendo realistas. No se puede lograr una precisión de clasificación del cien por ciento, incluso con los sistemas de recolección más sofisticados. En el caso de los desechos posconsumo, no podremos eliminar materias extrañas no deseadas del material a reciclar. En consecuencia, estamos tratando de diseñar nuestra tecnología de tal manera que nuestros sistemas se hagan cargo de al menos parte del proceso de separación

Wissing: A diferencia de los desechos plásticos industriales, los desechos posconsumo deben ser separados por los consumidores y no creemos que ellos puedan clasificar de manera absolutamente homogénea.

Lo que falta es un tipo de etiquetado de todos los diferentes materiales para que el consumidor pueda reconocer fácilmente y sin ambigüedades y, después de todo, el número de contenedores de recolección necesarios no sería posible.

Las impurezas más pequeñas requerirían equipos técnicos especiales de todos modos. Realmente no sería relevante si tuviera una tasa de impurezas del dos o diez por ciento.

VDMA:  ¿Creen que es factible separar materiales compuestos en el futuro?

Wissing: Este es un escenario futuro que puedo imaginar incluso si parece muy difícil en la actualidad. Pero ¿qué será posible mucho antes es reciclar materiales compuestos? Ya hay proyectos de investigación en marcha trabajando en técnicas para triturar materiales reforzados con fibra de carbono y prepararlos de tal manera que puedan ser trabajados nuevamente en piezas de fibra de carbono. Actualmente estamos considerando participar en dicho proyecto.

VDMA: ¿No perderían estas partes su estabilidad, una propiedad que la gente particularmente aprecia?

 Wissing: La gente también aprecia el bajo peso de este material. Hay muchas aplicaciones que demandan menos estabilidad, pero más peso.

Todavía tiene que probarse cuánta estabilidad se pierde con el reciclaje. Pero básicamente, dicho material compuesto puede ingresar nuevamente al ciclo.

VDMA: ¿Podría el reciclaje de CFK convertirse en una nueva aplicación en Pallmann tarde o temprano, lo que llevaría a la generación de negocios adicionales?

Wagner: Estamos pensando mucho en esto. En cualquier caso, el reciclaje de CFK requiere tecnologías completamente nuevas. Ya hemos notado en una etapa temprana que estos materiales llevan nuestras máquinas al límite. Un factor importante para todos los procesos de trituración es el desgaste. En las pruebas hemos encontrado que estos materiales compuestos causan un desgaste enorme. Luego descubrimos la separación sin contacto y los procedimientos de trituración. Este podría ser un enfoque prometedor.

VDMA:  En algunos países asiáticos, la conciencia ambiental está aumentando y la Economía Circular se está discutiendo como una opción. ¿Será esta otra oportunidad de negocio?

Wissing: Tenemos una tasa de exportación de más del 80 por ciento. Nuestras máquinas y sistemas se exportan sobre todo a países europeos y norteamericanos, donde se presentan grandes exigencias tecnológicas. En Asia, este aún no es el caso. Indonesia está aprobando una ley que estipula que los residuos deben reciclarse y no tirarse al mar. Teóricamente, esto abriría nuevas oportunidades de exportación. Su tecnología es menos sofisticada y, en consecuencia, se adoptarían máquinas menos costosas. Si estos países requieren tecnología más avanzada, estaríamos listos.

CONTENIDO RELACIONADO

  • La nueva economía del plástico

    Según un informe presentado en el Foro Económico Mundial, el plástico se ha convertido en el caballo de batalla de la economía moderna. Cambiar su modelo, de lineal a circular, es la clave para lidiar con las presiones y catapultar aún más a la industria.

  • Y la viscosidad, ¿qué papel juega cuando se procesa el PET?

    A usted que fabrica envase o lámina termoformada de PET, ¿de qué manera le afecta si su resina es de alto o bajo peso molecular (muy viscosa o poco viscosa); o bien de baja o alta resistencia al fundido?

  • México: la clave del reciclaje está en el valor agregado

    La restricción en China para importar plásticos postconsumo está obligando al mercado mexicano a buscar alternativas de reciclado con mayor valor agregado. Poliolefinas y subproductos prometen.


Temas relacionados

Recursos