• PT Youtube
  • PT Facebook
  • PT Twitter
  • PT LinkedIn
29/03/2018 | 2 MINUTOS DE LECTURA

BMW ve posibilidad de producir autos eléctricos en México

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

El objetivo de la armadora alemana es aumentar su producción mundial de unidades electrificadas a medio millón en el corto plazo.

De acuerdo con la Agencia Informativa Notimex, la planta de BMW en México estará en posibilidad de producir vehículos eléctricos para cumplir el objetivo de la armadora alemana de aumentar su producción mundial de unidades electrificadas a medio millón en el corto plazo.

Y es que la marca de vehículos Premium, la cual está en la fase final de construcción de su planta en el estado mexicano de San Luis Potosí, instaló una línea de producción “flexible”, es decir, con la capacidad de fabricar cualquier unidad de su portafolios.

En el marco de la Conferencia Mundial de Resultados Anuales de BMW AG, el responsable de Producción, Oliver Zipse, dijo que la planta de México comenzará a producir el Serie 3 Sedán en abril de 2019.

Destacó que, aunque está planeada para fabricar vehículos a combustión interna, en el momento en que los mercados lo pidan es posible la fabricación de unidades eléctricas.

“La producción de coches completamente electrificados no la tenemos en este momento, pero sería posible hacerlo”, refirió.

En el marco de la conferencia mundial, la vocera de BMW, Paloma Brunchkhorst, dijo que ante las necesidades de movilidad sustentable de las personas en el mundo, la empresa volvió a empezar con sus planes para que la gente cuente con unidades eléctricas, eficientes y amigables con el ambiente.

Recordó que desde de 2006, cuando nadie imaginaba la movilidad eléctrica en el mundo, la armadora empezó con el proyecto, momento en que se dieron cuenta que sólo electrificar la unidad era insostenible por el peso de la misma.

Y fue así como el grupo de trabajo de BMW “dijimos, como la batería pesa mucho, el coche no debe pesar mucho y ser muy ágil” y que su producción sea sustentable, entonces se comenzó a buscar opciones de materiales con carbón.

Indicó que en la investigación se dieron cuenta de que podía producir el carbón con la fuerza del agua y energía eólica, por lo tanto lo hacen con un mínimo de CO2, además de que la batería se fabrica por módulos para que sea funcional el mayor tiempo posible.

Los vehículos también tienen otros materiales en su interior como el PET, semillas y cuero que se elaboran con los residuos del aceite de oliva y planta de kena que sale de los ríos y nadie utiliza, pero ahora se está utilizando para la producción del i3, el completamente eléctrico de BMW, explicó.

Por último, subrayó que aunque la producción de los eléctricos i3 es para las ciudades, no para recorrer grandes ciudades, el plan de BMW es encaminarse a ese tipo de vehículos, por lo que realiza grandes inversiones anuales en investigación y desarrollo.