Compartir

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon
Los vasos reutilizables de Borealis se pueden reciclar mecánicamente.

Los vasos reutilizables de Borealis se pueden reciclar mecánicamente.
Crédito: Borealis.

Borealis está trabajando para reemplazar los 1.5 millones de vasos desechables que se utilizan anualmente en cuatro de sus sedes en Bélgica por 30,000 vasos reutilizables EcoCore.

Como primera medida, el piloto incluye la producción de vasos muy ligeros, con lo que reduce el peso de los plásticos utilizados, a la vez que los reutiliza para maximizar su vida útil antes de reciclarlos para la fabricación de nuevos vasos.

Los vasos de espuma EcoCore, ligeros y duraderos, están diseñados para requerir menos material, con ciclos más rápidos para reducir los costos, el uso de energía y el impacto ambiental, disminuyendo la cantidad de plástico desde el principio.

Producidos localmente por Miko Pac, el equilibrio de CO2 de estos vasos frente a los de un solo uso es de solo dos recargas por día. Al utilizar las máquinas de Miko Coffee Services, los empleados de Borealis reutilizan la misma taza durante el día, eliminando en promedio cuatro consumos de un solo uso. Las tazas son recogidas y lavadas por la empresa en sus instalaciones.

Cada vaso es etiquetado con un chip de identificación por radiofrecuencia (RFID) para poder rastrear el ciclo de reutilización. Esta digitalización permite optimizar aún más el proyecto, por ejemplo, analizando cuántas tazas se han utilizado y reduciendo potencialmente el número de vasos en circulación.

Una vez se retiran los vasos del circuito de reutilización (por ejemplo, debido al desgaste o daños), estos pasan al circuito de reciclaje de material.

Luego, los vasos se pueden reciclar mecánicamente para producir nuevo material reciclado aprobado para contacto con alimentos, que posteriormente se puede utilizar para crear más vasos reutilizables, cerrando así el circuito por completo.

Este sistema de doble circuito cerrado es la última innovación de Borealis para impulsar la economía circular de los plásticos, expandiendo su alcance hacia la reducción y reutilización, y utilizando, a su vez, sus propias sedes para demostrar los beneficios.

Mediante el uso de un circuito doble cerrado, el objetivo de este piloto es hacer que los esquemas de reutilización sean más sustentables y económicamente viables. Reemplazar 1.5 millones de vasos de un solo uso por 30,000 vasos reutilizables, que pesan 15 gramos por vaso, da como resultado un ahorro de material de 4.2 toneladas de plástico de un solo uso por año.

CONTENIDO RELACIONADO