| 1 MINUTOS DE LECTURA

Equipos auxiliares para rentabilidad y productividad en la industria del plástico

Plastics Technology México platicó con Bill Hriscina, gerente general de Conair Mexicana, sobre los principales avances en tecnologías para equipos auxiliares en el procesamiento de plásticos durante los últimos cinco años.
#industriadelplástico

Compartir

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon
En el centro de la imagen Bill Hriscina, gerente general de Conair Mexicana, junto con el equipo de la compañía en México.

En el centro de la imagen Bill Hriscina, gerente general de Conair Mexicana, junto con el equipo de la compañía en México.

Plastics Technology México platicó con Bill Hriscina, gerente general de Conair Mexicana, sobre los principales avances en tecnologías para equipos auxiliares en el procesamiento de plásticos durante los últimos cinco años.

PT México: ¿Cuáles son los principales factores que han impulsado la adopción de tecnologías de vanguardia en equipos auxiliares?

Bill Hriscina: El incremento de la rentabilidad y la productividad, así como la importancia de una disminución en la generación de desperdicios.

PT México: De las tecnologías que ha presentado Conair a nivel mundial en los últimos 5 años, ¿cuáles han tenido mayor penetración en México?

Bill Hriscina: Esto depende del área de México que se analice. En algunas, nuestros productos de transferencia de calor se han consolidado muy bien, pero en otras áreas los granuladores y el sistema de transporte wave Conveying han encabezado la lista. La parte positiva es ver cómo todos los productos nuevos han sido muy bien recibidos en México, sin importar la región, el segmento de mercado o un cliente específico. Tenemos algo para todos.

PT México: ¿Qué tendencias se podrían anticipar para los siguientes 5 años en México?

Bill Hriscina: Una vez que termine la situación actual, esperaría ver más empresas locales trayendo productos clave a México. Es evidente que tener una cadena de suministro al otro lado del mundo no es una buena idea. Con un suministro limitado de EPP y medicamentos, creo que habrá más empresas trabajando para construir suministros locales. Considero también que con la entrada en rigor del T-MEC veremos beneficios para los tres países. Tengo la esperanza de que la industria automotriz vuelva a funcionar rápidamente.

Si no aprendimos la lección de la necesidad de fabricar localmente nuestros propios suministros para medicamentos y EPP, simplemente nos estamos preparando para una falla potencialmente mayor en el futuro.

CONTENIDO RELACIONADO